GuidePedia

0


Sting ha actuado en el Teatro Real de Madrid, para así mostrar algunas de sus canciones más populares, las que todavía el público ama y les gusta escuchar. Uno de los momentos más tensos del concierto se vivieron justo tras el comienzo cuando el sonido del micrófono del cantante falló, estando sin escucharse varios minutos.

Volviendo después a la normalidad, y es que la entrada llegó a costar hasta 300 euros, una cifra considerada como muy alta, entre celebrities y cantantes famosos que sí la pagaron para ver a la estrella de la música amante del yoga y la sexualidad tántrica.

Muchas de las canciones que interpretó, fueron grandes éxitos de su trayectoria en Police, siendo una de las más bailadas y coreadas, “Englishman in New York”, “Fields of gold” o “Shape of my heart” El hijo del cantante ha estado acompañándolo en todo momento, mostrando que la música de su padre todavía está en auge y que sigue encantando.




Publicar un comentario

 
Top