La obsesión por Gwen Stefani


Ser famoso también implica peligros ya que los fans pueden caer en la obsesión, la cual está separada de la admiración por una delgada línea. Son muchos los casos que hemos conocido de famosos que han sido acosados por algún fan, llegando incluso a ocurrir innecesarias desgracias y es por estos casos por los que el miedo crece entre las celebridades. Miedo como el que debió pasar la cantante Gwen Stefani el pasado día 17 de marzo.

Y es que la cantante se encontraba junto a su hijo de 1 año, Apollo, en un centro de acupuntura en Los Ángeles, cuando recibió una serie de mensajes en su móvil personal, de un fan que le decía estar esperándola en la puerta de la clínica y además escondido. Fue tanto el miedo y el temor, que la cantante no dudo en llamar a la policía de inmediato para que se personaran en la clínica de acupuntura.

Sin duda, la obsesión de algunas personas por sus ídolos puede llevarles a cometer locuras pero lo más escalofriante es como consiguió esa persona el teléfono personal de Gwen Stefani y como averiguo en qué lugar se encontraba en ese preciso momento. Por suerte, la policía ha abierto una investigación para localizar al peligroso individuo y poner fin a ese comportamiento psicótico y obsesivo.
Compartir en Google

Autor: Sonia M

    Comentar en Blogger
    Comentar en Facebook

0 comentarios:

Publicar un comentario en la entrada